El contenido de esta página requiere una versión más reciente de Adobe Flash Player.

Obtener Adobe Flash Player

Acceso Club
Jueves,
19/09/2019
Andalucia Aragón Asturias Baleares C. La Mancha C. y León Canarias Cantabria Cataluña Ceuta Extremadura Galicia La Rioja Madrid Melilla Murcia Navarra País Vasco Valencia
Estudio de la Federation University Australia

09/04/2018

El 56% de lesiones de LCA en niños se originan en la práctica deportiva

El 56% de lesiones de LCA en niños se originan en la práctica deportiva Un estudio realizado por la Federation University Australia advierte que el 56% de las lesiones de ligamento cruzado anterior (LCA) de la rodilla en los niños y adolescentes, entre los cinco y los 14 años, tienen su origen en la práctica deportiva.

El trabajo, publicado en la revista científica British Journal of Sports Medicine, alerta del alto porcentaje de estas lesiones, que ocurren en edades tempranas mientras se realiza ejercicio, siendo la mayor parte de ellas en deportes con balón. El entrenamiento dosificado y dirigido, una correcta hidratación y una buena alimentación son claves para reducir el riesgo de lesión. Los expertos también recomiendan evitar la especialización temprana desde la infancia y educar a los niños en la detección precoz de los síntomas.

Los científicos analizaron los datos recolectados del número de lesiones relacionadas con el LCA que habían sido registradas en el hospital de Victoria (Australia) en niños entre cinco y 14 años, desde 2005 hasta 2015. Se incluyeron la edad del paciente, sexo, tipo de lesión, la actividad que se estaba realizando y el primer código de procedimiento enumerado.

Entre 2005 y 2015, hubo 320 lesiones de LCA tratadas, con un 3,1% en niños de cinco a nueve años y un 96,9% en niños de diez a 14 años. De acuerdo con el sexo, el 54,7% ocurrieron en niños y el 45,3% restante en niñas. Del 56,6% de todas las lesiones registradas de LCA, un 52,4% para niñas y el 35,4% para niños ocurrieron mientras jugaban deportes de pelota. El contexto de la actividad en el momento de la lesión era desconocido en el 40,3% de los casos. 

Los resultados muestran una tendencia creciente y alarmante en las tasas de lesiones del ligamento cruzado anterior en niños y adolescentes a lo largo del tiempo. Se observa claramente que, en edades tempranas, representan una carga significativa para la salud pública y esto puede tener efectos a largo plazo en el rendimiento, la participación, así como en el desarrollo físico y cognitivo y la salud, además de problemas como la incapacidad, la reducción de los niveles de actividad física, la contribución a la obesidad y un mayor riesgo de sufrir artritis. 

En el pasado, se creía que las lesiones del LCA solo eran un problema para los adultos que participan en deportes competitivos, pero este estudio destaca tales lesiones como un problema emergente también desde la infancia.

Para detener estas tendencias, Louise Shaw destacó la importancia de desarrollar “políticas de prevención de LCA en toda la población. Es necesario investigar sobre el diseño y la implementación de programas de prevención de entrenamiento de ejercicios rentables que involucren entrenamiento neuromuscular en escuelas y equipos deportivos juveniles. Las agencias de salud gubernamentales, las autoridades de medicina deportiva y los organismos deportivos deben reconocer la lesión del LCA en niños y adolescentes como un tema prioritario, tanto para la salud como para la participación sostenida en el deporte”.

Los fisioterapeutas y la Copa COVAP advierten del aumento de las lesiones deportivas infantiles

La Asociación Española de Fisioterapeutas (AEF) y la Cooperativa Ganadera del Valle de los Pedroches (COVAP), a través de su iniciativa educativa y deportiva infantil Copa COVAP, alertan del aumento de lesiones deportivas en los menores e insisten en la importancia de educar en su prevención. 

Fernando Ramos (presidente de la AEF) señaló la temprana edad de los deportistas como una de las principales causas de los traumatismos y explicó que “en los menores de ocho años aún no se han desarrollado las habilidades motrices básicas ni las respuestas motoras eficientes, mientras que los niños en edad prepuberal sufren cambios en el crecimiento óseo que pueden derivar en patologías musculotendinosas”.

Al mismo tiempo, desde la AEF se resaltó que tanto el tiempo de exposición a la actividad física como el distinto nivel de desarrollo de los propios jugadores son factores directamente relacionados con el riesgo de padecer una lesión, cuyos síntomas principales son dolores, inflamaciones e impotencia funcional. En los deportes de contacto, destacan por su frecuencia y gravedad las lesiones traumáticas como los esguinces, roturas musculares o fracturas.

La gravedad de las afecciones en el aparato locomotor por traumatismos o sobreesfuerzos puede tener graves consecuencias en la salud de los menores. Ramos concluyó que “en los casos más graves pueden surgir inestabilidades articulares, alteraciones en el crecimiento de los huesos por la afectación de los cartílagos de conjunción o retardos en los procesos de cicatrización que pueden prolongar la sintomatología”.

Para acceder al estudio (de pago y en inglés), pinche aquí.

Munideporte.com

 
Comentarios
No existen comentarios aún para esta noticia.
Envia a un amigo
De
Para (Email)
Dedicatoria
   
Deportistas Nº 84

Munideporte.com | Copyright 2011: Equipo de Gestin Cultural, S.A. Todos los derechos reservados
HSNET , patrocinador tecnolgico de Munideporte